Abogada de Inmigración
Alice Antonovsky
New York, NY

Conozca al Estudio de Abogados de Alice Antonovsky,
Sus Especialistas en Inmigración

El Estudio de Abogados de Alice Antonovsky es un bufete de abogados integral que ofrece una amplia gama de servicios jurídicos. Proporcionamos asesorías jurídicas de primera clase a individuos, familias, empresarios y empresas privadas. Nos enorgullecemos de poder brindar atención personalizada y asesorar a cada uno de nuestros clientes sobre el estado de su caso en cada paso del proceso. Este enfoque específico nos permite brindar asesorías inteligentes, eficientes y asequibles; lo cual es fundamental para el ejercicio del derecho.

El Estudio de Abogados de Alice Antonovsky se esmera por proporcionarle una representación jurídica excepcional. Comprendemos que los asuntos jurídicos pueden resultar intimidantes y es por esto que nuestro objetivo es mantenerlo informado y que se sienta cómodo a lo largo del proceso.

Nos comprometemos a entender las necesidades jurídicas de cada cliente. Brindamos atención personalizada con el fin de resolver los retos jurídicos más complejos. Si usted está buscando el bufete de abogados indicado para resolver un asunto jurídico específico o recibir una representación legal prolongada, llamenos para agendar su consulta confidencial.

Solicite una consulta confidencial

con su abogada de Inmigración, Alice Antonovsky

Beneficios de la Contratación de un Abogado de Inmigración

La contratación de un abogado de inmigración significa que tendrá a alguien con experiencia a su lado. Todos los requisitos de visado se enumeran en los sitios web del gobierno. Sin embargo, tener a alguien cerca para hacer sus preguntas se convertirá en un activo muy valioso hacia su meta de inmigración.
Asociaciones como AILA garantizan que sus miembros por lo general han pasado por 9 horas de Educación Jurídica Continua, dentro de los últimos 12 meses. Adicionalmente, garantizan que están autorizados por la Asociación de Abogados del Estado.
Los abogados de inmigración están familiarizados con las formas legales, aplicaciones y fechas de vencimiento. Es poco probable que ellos cometan errores innecesarios que con el tiempo puedan demorar su caso. Además, abogados entienden la terminología de la inmigración y son capaces de resolver problemas inesperados.